FUNDACIÓN DELOITTE: VALOR AGREGADO DE UNA ASESORÍA LEGAL PRO BONO

Pro bono es una expresión latina que significa “para el bien público” y se usa para designar servicios gratuitos que presta una firma de servicios profesionales a terceros. Desde el 2011, Deloitte, a través de la Fundación Deloitte viene brindando servicios profesionales a instituciones sin fines de lucro, comunidades vulnerables, entre otras, respetando estándares de calidad del servicio y normas profesionales indispensables en nuestra práctica.

Los servicios pro bono se realizan bajo la supervisión del equipo de la Fundación, que a través de un monitoreo y control mensual garantiza la calidad del servicio.

En lo que va del año fiscal (de junio 2014 a la fecha) hemos efectuado 4, 815 horas de pro bono valorizadas en casi medio millón de soles. De estas horas, el 13% corresponde a asesoría legal y tributaria por parte de nuestros especialistas del área de Tax & Legal de Deloitte.

Las organizaciones beneficiadas en el último año, con nuestra asesoría legal y tributaria han sido la Asociación Cultural D1, AIESEC y al Patronato de la Universidad del Pacífico, quienes han logrado su formalización y transparencia frente a las diversas entidades de la administración pública, así como el mejoramiento de su estructura legal; lo cual les ha permitido potenciar sus actividades para lograr su fin social.

Para Malena Hernandez, Directora Ejecutiva del Patronato de la Universidad del Pacífico el apoyo brindado por los profesionales especialistas de Deloitte ha sido clave. “Nos ha permitido crecer como institución, lograr ser independientes administrativamente y gracias a ello, poder entrar en una nueva etapa que nos permitirá asumir mayores retos y ampliar nuestros objetivos”, comenta Malena. Además entre los principales logros destaca las gestiones realizadas con la SUNAT. “Gracias a sus gestiones, la SUNAT ha otorgado a nuestra Asociación la categoría de Entidad Perceptora de Donaciones por tres (3) años y la autorización para emitir Certificados de Donación.”

Por: Rogelio Gutiérrez, miembro del directorio de Fundación Deloitte
Por: Rogelio Gutiérrez, miembro del directorio
de Fundación Deloitte

Rogelio Gutierrez, Socio de Tax & Legal, a cargo del programa pro bono, comenta que hay mucho por hacer para fomentar una cultura pro bono; esta realidad se visualiza en muchas firmas legales, pues solo algunas de ellas (por lo general las más grandes) tenemos políticas pro bono. Se requiere que esta cultura sea fomentada como parte de la práctica legal, lo cual exige que sea interiorizada por los que toman decisiones en dichas firmas.

El talento joven es el que demuestra mayor compromiso e identificación rápida con las iniciativas pro bono y ellos demandan tener un ámbito de acción para poder expresarse ayudando a terceros, lo cual corresponde promover y orientar en forma sostenida, así como también monitoreada, para así respetar los lineamientos y objetivos que se deben perseguir con estas iniciativas.

Para Marco A. Calderón (Senior de Tax & Legal a cargo de la cuenta pro bono de AIESEC) el trabajo pro bono es tan igual de importante que la donación monetaria en las entidades no lucrativas, pues genera valor, logrando disminuir los costos de asesoría para las entidades beneficiarias, generando que el dinero recaudado por éstas sea utilizado de manera exclusiva para su fin social y puedan contar con las mejores herramientas para dar solución a los problemas propios del desenvolvimiento de la entidad.

Además el pro bono sirve para que nuestros profesionales continúen desarrollando su sensibilidad con la colaboración del desarrollo de la sociedad en la que viven, y a la vez sigan obteniendo mayor experiencia en la aplicación de sus conocimientos.

Es así que no hay mejor aporte que le podamos entregar a nuestra sociedad que nuestro propio talento, que genera sinergias con las entidades no lucrativas y coadyuvan al desarrollo de nuestra sociedad.